Consejos para antes y después de la caída del cabello

En el mundo de la imagen, la belleza en muchas ocasiones va unida a un cabello bonito. Hombres y mujeres cuidan mucho el aspecto personal de su pelo para ofrecer la imagen que más se asemeja a su ideal de belleza. Y no solo cuidan su estética capilar. Por supuesto se preocupan de la salud de su pelo, base inequívoca sobre la que cimentar una belleza capilar prolongada.

Consejos para antes y después de la caída capilar

En el caso de la mujer es todavía más evidente el mimo que se tiene al pelo: visitas frecuentes a las peluquerías, inversiones en champús especiales, horas de peinado frente al espejo…

Más allá de la acción que prometen las cremas suavizantes y los champús en su publicidad, los más expertos saben recurrir a soluciones de medicina estética que fortalezcan y estimulen el cabello a través de productos médico-estéticos. Es un recurso tanto para hombres como para mujeres a partir de una edad relativamente temprana ( 30 años ). No es necesario que se presenten signos evidentes de caída del pelo. Simplemente son eficientes para fortalecer nuestro cabello para mantenerlo sano por más años.

El pelo sigue ciclos estacionarios de caída. Los meses posteriores al verano suelen ser meses de caída del pelo. Pero más allá de esto, si empezamos a notar síntomas de caída leve o moderada del cabello, recurrir a algunos de los tratamientos capilares de medicina estética resultará una idea acertada.

Estos tratamientos de prevención contra la caída del cabello funcionan muy bien tanto en hombres como en mujeres que empiezan a notar una pérdida progresiva del pelo o una cierta debilidad pérdida de vitalidad y fuerza:

Más grave es el caso en que los problemas de alopecia ya han aparecido. En este caso a veces resulta duro encajar nuestra nueva imagen, sobretodo en el caso femenino. En estos casos es necesario recurrir a una operación de trasplante capilar si queremos recuperar nuestro pelo. Actualmente las técnicas más conocidas para efectuar un trasplante de pelo son las técnicas FUE y FUSS. En muchas ciudades ambas técnicas suelen estar disponibles a través de conocidas franquicias de cirugía capilar.

Pero dichas franquicias no siempre cumplen las condiciones óptimas para garantizar el éxito sin incidencias de una operación de estas características. Al tratarse de una operación quirúrgica, el espacio hospitalario es el único indicado por las autoridades sanitarias. Pero este requisito no siempre se cumple. Por otro lado, las limitaciones de algunos cirujanos plásticos hacen que nos presenten muchas bondades sobre la técnica FUE de injerto capilar sobre la técnica FUSS de trasplante capilar, cuando no siempre es así. Hay que saber dominar ambas técnicas para ofrecer al paciente las ventajas objetivas de cada técnica en cada caso concreto.

Nosotros recomendamos optar por una operación de injerto capilar en Granada con todas las garantías respecto a la seguridad ambulatoria y la experiencia de su equipo de cirujanos plásticos y anestesistas ( profesionales en muchas ocasiones ausentes en las franquicias que ofrecen servicios de trasplante capilar ). Dichas garantías también se extienden a los pacientes de Almería en la actualidad, dado que es posible hacerse la operación en Granada y posteriomente continuar el seguimiento posterior del trasplante capilar en Almería en clínicas médico estéticas asociadas.